Menu
RSS

ARREGLOS IMPORTANTES

  • Escrito por SÓCRATES A. CAMPOS LEMUS.

Columna ¡QUE CONSTE,… SON REFLEXIONES!

CUANDO ATIENDE PRONTAMENTE LAS SOLUCIONES UN GOBERNADOR, SIN DUDA, SE LLEGAN A ARREGLOS IMPORTANTES. EN LA CONFRONTACIÓN DE Santa María Colotepec y San Pedro

Mixtepec, en los límites de Puerto Escondido, pareciera que la violencia sería el camino, pero de inmediato, ante la ineficiencia de la Secretaría General de Gobierno, entra Alejandro Murat y acuerdan un “Convenio de Paz”, tan necesario en Oaxaca, para que se integre un buen gobierno. Se garantizan, no más enfrentamientos.

         Mientras los negociadores de Peña Nieto con Trump se dan de golpes de pecho esperando en que se realicen los milagros por medio del yerno y no se despierte la ira del “señor”, el magnate, encabronado, defiende la serie de deportaciones que en los hechos muestran su odio y racismo en contra de los mexicanos y la “humildad” o entreguismo de nuestros políticos para que se sigan haciendo las arbitrariedades en contra de los nuestros. Bien dice el dicho que: “mujer coqueta tira a prostituta, Caballo manso tira a penco viejo y hombre “prudente” tira a pentonto”.

         Lo que es una realidad es que las famosas marchas en contra de Trump, se convierten en marchas anunciadas por la derecha y los derechistas del país en un amago al propio gobierno de Peña Nieto, en su afán de desplazarle del poder para impedir que llegue al mismo AMLO, al que le tienen más temor que al propio diablo en época de carnaval. La famosa marcha demostró que ni telerisa, ni las señoras que trabajan para el gobierno federal y que gozan de enormes concesiones para poner publicidad en todos lados, recibir recursos frescos del poder, mantenerse como “medidas” de la seguridad o la inseguridad de acuerdo a lo que reclaman u ordenan sus patrones, no sirvieron ni para eso, para organizar una desorganizada marcha, y a pesar de que metieron a cientos de soldados disfrazados de ciudadanos para en cuando se dieran las muestras de repudio en contra del presidente y de su gobierno, ellos, comenzaran a gritar histéricos: México, México, no para mostrar su apoyo, sino para silenciar las protestas.

         Esa marcha me recuerda cuando en el 68, el mismo Díaz Ordaz y Echeverría, le ordenaban al rector Barros Sierra, hacer la marcha que se denominó en el medio estudiantil: la “peregrinación universitaria”, porque ahora se sabe que, cuando el rector debería realizarla, tuvo miedo y fue a preguntarle al entonces secretario de la Defensa Nacional, Marcelino García Barragán si podría hacerla, el general le dijo, más o menos: “Pues cumpla con la orden y su deber, que[D1]  le diera el presidente y el secretario de gobernación, sin temor, porque para eso le dieron la orden”… es decir, el esquema era encauzar la fuerza del movimiento estudiantil del 68, para que el Rector asumiera la dirigencia del movimiento y dejar a un lado a los miembros de la base estudiantil que eran los representantes, era el preludio de la represión, porque cuando el mismo gobierno comprobó que no se podían reencauzar y contralar un movimiento de protesta como el estudiantil, optó por utilizar la represión y la matanza, como se mostró el dos de octubre del 68.

         Ahora, ante un presidente deteriorado en la credibilidad y la confianza, se ordena hacer los movimientos de protesta a los grupitos que siempre han estado mamando del presupuesto gubernamental y de impulsar a “telerisa” a que asuma una postura nacionalista, para mostrar el repudio a Trump, pero los mexicanos ya no se chupan el dedo y saben de dónde vienen los arreglos y los arreos y por esa razón, no se manifestaron, para hacerles el caldo gordo a los derechistas que encabezaban la manifestación de repudio… el mismo rector cae en aquel intento de ser el manipulador oficial de los jóvenes y los jóvenes no se manifiestan, porque tampoco creen en su dirigencia y hay signos importantes dentro del sector estudiantil en el rechazo al rector y al presidente y su gabinete, lo mismo está sucediendo en el IPN y en otras universidades estatales a pesar de que la instrucción era que fueran los rectores los que encabezaran las protestas, para impedir que se manifestaran los grupos en contra del presidente y de su gabinete… una jugada que ni siquiera en la prensa se pudo controlar.

         Solo hay que esperar el nuevo gasolinazo y se verá el hartazgo popular a la política antipopular del actual gobierno, y esto, podrá generar, aunque lo duden los estrategas de la presidencia, una violencia que no se parará fácilmente. El mismo gobierno debe entender que no tiene mayor representatividad y fuerza en las “negociaciones” con el yerno de Trump por medio del cuate del yerno, ya que los servicios de inteligencia gringos saben que el gobierno mexicano está profundamente dividido y no cuenta con apoyo popular.

         Así que ni el “día del amor”, será bueno para los magnates del poder en el país, se ha visto un grave deterioro en la confianza y en la credibilidad de la gente en contra del gobierno mexicano y esto es la mayor traba para que ellos puedan siquiera sacar y obtener alguna ventaja de esas negociaciones que son realizadas por terceras personas: como  el yerno de Trump y el cuate del yerno. así las cosas, lo que debemos temer es que la desocupación aflora en las zonas fronterizas donde la maquila es la base y que aumenta el descontrol ante la llegada de migrantes de Estados Unidos en los lugares de mayor desempleo y pobreza en el país. Así que los tiempos se muestra con clima borrascoso y a punto de tormentas que no se podrán parar, sobre todo, cuando los mexicanos cansados de los corruptos y rateros no ven las consignaciones de los gobernícolas que saquearon a los estados y tienen al gobierno en un estado de crisis. Por esa razón, en Oaxaca, por ejemplo se preguntan todos: ¿Hay algún acuerdo de poderosos para que se mantenga en la impunidad a los saqueadores y corruptos que dejaron a Oaxaca en un estado de crisis? ¿Parece ser que las autoridades encargadas de la investigación o son ineficientes o están  haciendo acuerdos con los maleantes para darnos, nuevamente, como en los tiempos de Gabino Cué, atole con el dedo? Si no es así, se esperan consignaciones y recuperación de bienes saqueados y robados a los oaxaqueños…