Menu
RSS

PICOTAZO 31 de enero 2018

  • Escrito por Miguel Ángel López Farias

picotazo politico

En lo que se determina si el chavo de la prepa ocho andaba drogado o efectivamente recibió una golpiza policiaca, vayamos a el nervio de este capítulo, ¿debemos extrañarnos porque a los cuerpos policiacos se les ponga en picota por sus actuaciones cuando se ha avanzado muy poco en materia de capacitación, mejoras salariales, depuración y otras curas que permitan verlos con rostro distinto? ¿cuantos años llevamos diciendo lo mismo?

¡En el news divine se esgrimió lo mismo!! Jóvenes asfixiados por que a un jefe policiaco y a sus muchachos se les ocurrió que era buena idea cerrar las puertas mientras adentro se hacían papilla. No deberíamos extrañarnos ni tanto porque situaciones en donde a los cuerpos policiacos se les señale de abuso o de brutalidad o de falta de preparación, no acaso los vimos robarse celulares en plaza meave, no acaso, en cada rincón de México tenemos ejemplos de lo que ser policía municipal, rural, estatal y hasta federales significa. En el caso de esta ciudad se hace notorio por las venas electorales, se exigen renuncias, se fustigan a los políticos que gobiernan, pero no se hace un mayor esfuerzo legislativo ni económico que abra la posibilidad de mejorarlos... ¿cuándo se dará la verdadera depuración de los cuerpos? ¿cuándo se meterán a la cárcel a los corruptos jefes policiacos que operan en dos bandos, el criminal y el de la protección ciudadana? ¿cuándo se dejará de ver a la policía como la caja chica que amontona miles de millones de pesos producto de la corrupción? ¿cuándo veremos a los partidos políticos, todos, involucrarse en una real ingeniería policiaca que transforme la seguridad pública? Dejemos la histeria y los milagros para la rosa de Guadalupe y miremos las cosas en su real dimensión: que nadie le pida buenos resultados a un cuerpo policiaco que ha sido tratado como bolsa de desempleados y seres humanos necesitados por obtener un ingreso, sin otra capacitación que la de agarrar bien el tolete y el escudo. Para aspirar a una mejor policía se tienen que romper con todos los castillos der complicidades y abusos que se dan al interior de los mismos. Para ser buen policía no es suficiente tomar cursos por internet, esto tiene que ver con políticas de estado en donde al policía se le siembran valores y se la hace tener decoro por sus actividades, se le dan herramientas salariales y de auténtica protección, pero no como lo que ahora vemos: policías como parte de un engranaje que sirve para acumular riquezas de sus mandos.