México, 24 de mayo de 2022 - La mexicana Fernanda Contreras (N.225 de la WTA y procedente de la previa) se clasificó para la

segunda ronda de Roland Garros tras superar este martes a la húngara Panna Udvardy (N.90) por 7-6 (10/8) y 6-3 en 1h49 de partido.

En un durísimo e igualado primer set, el desenlace llegó en el 'tie break', que acabó apuntándonse la mexicana por 10/8 ante una rival que conectó muchos más 'winners' (24 por 10), pero que arriesgaba en cada punto, lo que le llevó a cometer muchos errores no forzados (28 a 10).

El ganar el primer set le dio una dosis de confianza a Contreras, que rompió dos veces el servicio de Udvardy para colocarse 5-1, pero a la mexicana le tembló la muñeca para cerrar el partido con su servicio después de desperdiciar un 'match ball'.

La mexicana volvió a desaprovechar dos bolas de partido con el servicio de Udvardy en el octavo juego, pero supo controlar los nervios para cerrar el partido... gracias al 43º error no forzado de su rival.

"Disfruté mucho del partido. Solo estar en Rolando Garros ya es un sueño para mí", declaró la mexicana en zona mixta tras el partido, admitiendo "estar todavía en las nubes".

Sobre el partido, Contreras se refirió a los momentos decisivos, cuando le costó cerrar el partido: "Ella jugó muy bien en los 'match points', presionando mucho y jugándose unos 'winners' muy buenos".

En segunda ronda, Contreras, que en octubre cumplirá 25 años y participa por primera vez en un Grand Slam, jugará contra la rusa Daria Kasatkina (N.20), cuartofinalista en París en 2018.

- La mano de Sánchez Vicario -

"Tengo tiempo para ver videos en línea y preparar un plan", declaró Contreras, que reside en Austin (Estados Unidos) desde los 13 años y que lleva el tenis en la sangre, ya que su abuelo 'Pancho' Contreras fue integrante del equipo mexicano que jugó la final de la Copa Davis en 1962.

"Pero mi familia nunca me presionó para que jugara al tenis", matizó Contreras, quien no se planteó pasar a profesional hasta hace un par de años, una vez ya había obtenido una licenciatura universitaria en ingeniería mecánica.

Fue durante la pandemia, "cuando encontré a mi entrenador Chisto van Rensburg, que llegó a ser Top 20 y un gran jugador de dobles (con una victoria en el abierto de Australia en 1985), que ha sido quien me ha preparado para lo que me esperaba en el circuito".

El extenista sudafricano es buen amigo también del español Emilio Sánchez Vicario, que llegó a ganar 15 títulos ATP y ser N.7 del ranking en 1990, "con el que preparé duro la gira de tierra y quiero darle las gracias porque sin él no estaría aquí".

Tras obtener su primera victoria en un Grand Slam, Contreras, que con su clasificación para la siguiente ronda ya ha ganado más dinero (86.000 euros) que los premios que había (59.737 euros) alcanzado hasta el momento, se declaró "feliz de la vida de estar en París y a seguir con el sueño".

Contreras, que se definió fan de Ashley Barty ("una pena que se haya retirado"), del revés a una mano de Roger Federer que intenta imitar y de la garra de Rafael Nadal, se mostró "orgullosa y emocionada" de representar a México.

"La porra mexicana estuvo hoy muy padre. Es un orgullo llevar a México en la sangre y cantar esta noche el 'Cielito lindo'" junto a los seguidores mexicanos que presenciaron en directo su actuación.

Follow Us on Social

Most Read