trabajen parte de la semana desde casa después de que pase la pandemia, lo que podría reducir sus necesidades de espacio físico.

Si bien la emergencia sanitaria parece haber disminuido en Washington, el personal del FMI —que ha estado trabajando en casa desde el año pasado debido al covid-19— podrá continuar con la dinámica a partir de septiembre como parte de una prueba propuesta, según personas familiarizadas con el plan, que pidieron anonimato porque las discusiones son privadas.

Se espera que la mayoría de los empleados que opten por trabajar desde casa lo hagan dos o tres días a la semana bajo el plan discutido con la junta ejecutiva del FMI el mes pasado, dijeron las personas. Más del 90% de los 2.700 empleados del fondo están ubicados en la sede de Washington.

Si bien el FMI planea mantener sus dos edificios de la sede en el futuro inmediato, los participantes en la reunión abarcaron la posibilidad de vender el edificio de 12 pisos conocido como HQ2, según las personas. El plan también exige que los empleados compartan escritorios y espacio de trabajo cuando trabajen vía remota con el personal que se encuentra en la oficina, dijeron las personas.

El FMI tiene empleados de 150 países, quienes también podrán trabajar hasta un mes al año desde cualquier lugar del mundo, dijeron las fuentes.

Aún no se ha tomado ninguna decisión sobre los planes de trabajo desde casa, dijo Gerry Rice, portavoz del FMI, en un correo electrónico en respuesta a una solicitud de comentarios.

"Todavía estamos en una etapa preliminar considerando varias opciones de trabajo para el personal en el futuro", dijo Rice. "El objetivo primordial, como siempre, será garantizar que, sean cuales sean los arreglos de trabajo, continuamos garantizando la salud y la seguridad de nuestro personal y continuamos brindando el mejor servicio posible a nuestros miembros".

El FMI se suma a la lista de instituciones que buscan alternativas para acomodar a los empleados después de un año de confinamiento debido a las necesidades de distanciamiento social por el covid-19. Empresas como Google, Ford Motor Co. y Citigroup Inc. prometieron mayor flexibilidad, pero muchos directores ejecutivos han defendido públicamente la importancia de regresar a la oficinas.

Follow Us on Social

Most Read