En el país la rehabilitación solo se entiende principalmente como terapia física.

 La terapia auditivo-verbal es un estilo de vida y es fundamental para la rehabilitación de personas implantadas.

Ciudad de México a 18 de marzo de 2020.- Hablar de rehabilitación es hablar del último nivel de atención médica, el primero es la detección, el segundo diagnóstico y tratamiento, y el último es el que se encarga de recuperar al máximo las capacidades de un individuo que ha padecido una lesión o enfermedad. Cada 23 de marzo se conmemora el Día Internacional de la Rehabilitación, donde se busca resaltar que las personas que necesiten de esta terapia tienen el total derecho de recibirla sin ningún tipo de discriminación.
En México, hablar de rehabilitación está más enfocado en la terapia física, de hecho, las más comunes son las de columna, rodilla, codo y mano. Sin embargo, existe otra terapia que no es muy reconocida, pero que causa gran impacto en los pacientes que la necesitan, se trata de la terapia auditivo-verbal, pero ¿quiénes la reciben?
Un claro ejemplo de las personas que necesitan este tipo de terapia son aquellos que han sido receptores de un implante coclear, ya que contar con este implante no es la solución per se a la hipoacusia neurosensorial de severa a profunda, sino que para poder conseguir el éxito de manera integral es necesaria la rehabilitación auditivo-verbal, acotó Romina Piccione, Licenciada en Educación y Lenguaje y Directora de Rehabilitación de MED-EL Latinoamérica.
Este tipo de terapia está pensada para aquellas personas que sufren alguna discapacidad auditiva, donde se pone especial atención en la evolución de las habilidades auditivas para poder desarrollar el lenguaje. Cuando se aplica desde la infancia es mayor la probabilidad de que adquiera las habilidades para una comunicación efectiva mucho más rápida que un adulto; al tratarse en edades más avanzadas las expectativas varían según cada caso.
La rehabilitación auditivo-verbal es un enfoque terapéutico que consiste en guiar, informar y asesorar a las familias para que generen estrategias que favorezcan el desarrollo de habilidades auditivas en sus hijos y de esta manera adquieran una comunicación efectiva.
Se les enseña a crear ambientes acústicamente adecuados para favorecer el acceso auditivo, procesar el lenguaje verbal y a hablar. Se hace hincapié en disminuir los estímulos visuales para poder potencializar los sonoros y a utilizar las experiencias significativas diarias para adquirir mejores competencias comunicativas.
Debemos entender que la terapia auditivo-verbal, no es cosa de sentarse dos veces por semana a practicar, sino que es un estilo de vida y en el caso de los pacientes con implante coclear está basado en aprender a escuchar activamente mediante el acceso diario a todos los sonidos del habla y del lenguaje, añadió la especialista.
En MED-EL entendemos que proveer de la mejor y más alta tecnología para mejorar la audición de quienes presentan pérdida auditiva es solo una parte esencial de la serie de elementos que se conjugan para que todo el proceso sea funcional y que la rehabilitación es parte fundamental para desarrollar la escucha y el habla intentando cerrar la brecha entre la edad cronológica y la edad auditiva, dentro de los tiempos acordes a lo esperable, por lo que sabemos que es un trabajo en equipo de padres, maestros, terapeutas, audióloga/o y equipo médico, además de la sociedad en general. Refrendamos el compromiso que tenemos con los implantados mexicanos e invitamos a las personas a que sean parte de la rehabilitación de quienes se esfuerzan día a día por seguir escuchando.

Follow Us on Social

Most Read