El derecho a disentir no tiene cabida en el equipo de la 4T. A partir de la máxima “estás conmigo o contra mí”, invocada por el inquilino de Palacio a partir del imperativo para ubicarse en el lado liberal o en la trinchera conservadora, se desparramó, sí, desparramó como una orden para aplicar la austeridad franciscana guste o no.

la intención de dejarlo”, es una frase elemental en la familia política, por más que se hable de democracia y alguien como Andrés Manuel López Obrador pretenda erigirse en vigilante electoral, en uso de sus facultades ciudadanas, aduce.